NOTICIAS
¿Qué es la histerectomía laparoscópica?

Publicado el d√≠a 07/02/2017

¿Qué es la histerectomía laparoscópica?

¬ŅQu√© es la histerectom√≠a y c√≥mo es preferible realizarla?

La histerectom√≠a un procedimiento quir√ļrgico que consiste a extirpar el √ļtero (o tambi√©n llamado matriz), por lo tanto, supone la imposibilidad de embarazo. Cuando la laparoscopia se utiliza como v√≠a de abordaje, es cuando hablamos de la histerectom√≠a laparosc√≥pica.

¬ŅCu√°ndo se realiza la histerectom√≠a laparosc√≥pica?

Las principales indicaciones por patología benigna de la histerectomía laparoscópica pueden ser los siguientes:

  • √ötero miomatoso sintom√°tico: de trata de una afectaci√≥n del √ļtero por miomas, que son tumores benignos formados por las c√©lulas del miometrio.
  • Sangrados menstruales abundantes (o hemorragias uterinas disfuncionales) que no responden a un tratamiento m√©dico habitual.
  • Adenomiosis: esta patolog√≠a ocurre cuando el tejido que recubre la parte interior del √ļtero penetra la capa muscular del mismo y produce dolor menstrual, como s√≠ntoma principal.

¬ŅCu√°les son los beneficios de la extirpaci√≥n del √ļtero?

Los beneficios principales de este tipo de intervención son una menor necesidad de analgésicos, una menor morbilidad operatoria, menor periodo de convalecencia y un mejor resultado estético.

¬ŅC√≥mo se realiza la operaci√≥n de extirpaci√≥n del √ļtero por v√≠a laparosc√≥pica?

Hay dos tipos de histerectom√≠a laparosc√≥pica, seg√ļn si se conserva el c√©rvix del √ļtero o no. Se tratar√° de una histerectom√≠a laparosc√≥pica total, en caso de no conservar el c√©rvix. En cambio, en caso de que se decida conservar, se tratar√° de una histerectom√≠a laparosc√≥pica subtotal. La indicaci√≥n de un tipo u otro depende del tipo de patolog√≠a a tratar y de las caracter√≠sticas de la paciente.

  • Histerectom√≠a subtotal laparosc√≥pica: en este caso, tal y como adelantamos anteriormente, se extirpa el cuerpo uterino, pero se conserva el c√©rvix. Se trata de la porci√≥n m√°s inferior del √ļtero, que apunta al fondo de la vagina. Para su extracci√≥n fuera del abdomen, se utiliza un instrumento quir√ļrgico llamado morcelador histerosc√≥pico, dado que en cirug√≠a laparosc√≤pica se realizan peque√Īas incisiones que no superan los 12 mm. Este instrumento permite fragmentar y extraer los fragmentos del cuerpo uterino una vez se ha extirpado.
  • Histerectom√≠a total laparosc√≥pica: en este otro caso, extirpamos todo el √ļtero, cosa que permite extraerlo en su totalidad a trav√©s de la vagina teniendo que cerrar la vagina mediante abordaje laparosc√≥pico, a posteriori.

Hay una otra variedad de histerectom√≠a (que combina la v√≠a vaginal y la v√≠a laparosc√≥pica) llamada histerectom√≠a vaginal asistida por laparoscopia, en la cual, se realiza una primera parte de la histerectom√≠a mediante abordaje laparosc√≥pico y una segunda parte mediante cirug√≠a vaginal. Supone tambi√©n la extirpaci√≥n completa de la matriz (√ļtero) y su extracci√≥n es tambi√©n a trav√©s de la vagina. El cierre de este (la vagina, en este caso) se realiza por v√≠a vaginal.

Habitualmente el histerectom√≠a laparosc√≥pica, debido a las ventajas propias del abordaje laparosc√≥pico, es un procedimiento quir√ļrgico con estancia hospitalaria corta (de unas 48 h. aproximadamente) y una recuperaci√≥n postoperat√≤ria r√°pida.

¬ŅQu√© riesgos tiene la extirpaci√≥n del √ļtero?

Por norma general, la extirpaci√≥n de la matriz es una intervenci√≥n que no supone complicaciones, m√°s all√° de las propias de cualquier cirug√≠a abdominal, aunque l√≥gicamente hay circunstancias, como por ejemplo, un √ļtero anormalmente grande o cirug√≠as previas, entre otras razones, que pueden complicar la intervenci√≥n. Una vez realizada la operaci√≥n, es normal que haya peque√Īos sangrados y dolores. Los dolores se pueden aliviar con analg√©sicos que el doctor vea conveniente.

Las complicaciones en este tipo de operaciones dependen en gran parte del estado de salud de la mujer operada, y por otro lado, de la t√©cnica quir√ļrgica aplicada por el cirujano.

En la cl√≠nica para la mujer, Dr. J. Salinas contamos con experimentados laparoscopistas con m√°s de 20 a√Īos de bagaje y formadores de esta t√©cnica a residentes y especialistas mediante cursos espec√≠ficos de cirug√≠a de alta complejidad que dirige el Dr. Pedro J Gonz√°lez en el Centro de Investigaci√≥n Biom√©dica de Arag√≥n (CIBA) y en el que el Dr. J. Salinas ha participado como docente.

‚ÄúHace unos a√Īos, el tama√Īo del √ļtero era una contraindicaci√≥n para la cirug√≠a laparosc√≥pica, hoy en d√≠a tiene que ver m√°s con la experiencia del cirujano.‚ÄĚ